Teorías cínicas
Helen Pluckrose, James Lindsay
21 de mayo de 2024

Alianza Editorial, 432 pp. (2023)
Helen Pluckrose, James Lindsay
Traducción: Alejandra Freund

Publicado en Estados Unidos en 2020, Cynical Theories es probablemente el estudio más completo y riguroso que existe sobre la compleja trama de ideologías antiliberales que ha ido tomando posesión de algunos de los sectores más influyentes del poder académico, mediático, social y político. Aunque nos llega con tres años de retraso, sus revelaciones no han hecho más que ganar vigencia en España, por lo que hay que celebrar su publicación en castellano como una oportuna contribución al esclarecimiento de los sinsentidos identitarios que en las dos primeras décadas de este siglo han trastocado los valores éticos y culturales de las democracias liberales. Sus autores, Helen Pluckrose y James Lindsay, demuestran cómo las convicciones que sustentan ese poder partieron de la filosofía francesa posmoderna, especialmente de Foucault, y luego se desarrollaron en los departamentos de humanidades de las universidades inglesas y norteamericanas, pasando de la abstracción teórica a la investigación aplicada y al activismo político para acabar convirtiéndose en principios adoptados oficialmente como realidades. Lo que ha hecho posible el éxito de este programa es la sustitución, en las ciencias sociales, de los procedimientos académicos de racionalidad, empirismo y falsabilidad, desacreditados como un producto opresivo del patriarcado occidental, por el valor único como fuente de conocimiento de la experiencia vivida por las minorías marginalizadas. Reduciendo a meros prejuicios las certezas de la biología y la antropología y los datos históricos contrastables, una ideología radical sin fundamento alguno ha usurpado a la ciencia la función de medir y legitimar el conocimiento, y con ello ha puesto en peligro todo lo que conforma el edificio cultural de Occidente. El desafío es mucho más grave de lo que percibe el común de las gentes, que o bien minimiza su impacto o bien tiende a ignorar sus imposiciones de signo totalitario bajo el espejismo de un supuesto avance progresista de los derechos civiles. Pluckrose y Lindsay llaman a la resistencia mediante una defensa desacomplejada de los valores liberales, que no constituyen solo una forma de organización política, sino también una concepción del mundo y de la vida humana, heredera de la Ilustración, que ha hecho posible el conocimiento universal y el desarrollo en libertad del individuo, los dos grandes enemigos del activismo posmoderno. No dejen de leer este libro. 

Libros relacionados