19
abr
El Mundo

El Barómetro Edelman (http://goo.gl/LWPWz4) revela, en su decimoquinta edición, una caída alarmante de confianza en todas las instituciones, hasta el mínimo histórico alcanzado en 2009. La confianza de la población en el Gobierno, empresarios, medios de comunicación y ONGs (incluida la Iglesia católica) es inferior al 50% en 13 de los 27 países analizados, incluidos el Reino Unido, Alemania, Japón o España.

> España. El índice sitúa a España entre los ocho países con menor nivel de confianza. Un año más, las ONGs son las más fiables y las que más han mejorado su dato, hasta el 63%, siendo las únicas instituciones espa- ñolas que logran tener el mismo nivel de credibilidad que sus homónimas extranjeras. Les siguen, en segundo lugar, los medios de comunicación (47%). Se encuentran por delante de las empresas españolas, lo que es sorprendente ya que a nivel global éstas gozan de una mayor confianza. El último puesto es para el Gobierno español; unicamente el 26% de los encuestados confía en él. Su credibilidad tan sólo supera la de países como Argentina o Sudáfrica.

El barómetro desvela también que la confianza tiene implicaciones importantes para el éxito empresarial en el futuro próximo. El 80% opta por comprar un producto o servicio en particular porque confían en la empresa que lo produce, mientras que el 63% reconoce negarse a comprar un producto elaborado por una empresa de la que desconfían.

¿Debería entonces el Gobierno preocuparse porque sólo uno de cada cuatro españoles confía en él? Probablemente sí ya que llegará el momento en el que tampoco queramos comprar sus productos y nos abstendremos. 


Deja un comentario