06
nov
Diario de Navarra

Luis Mª Linde de Castro, economista del Estado y asesor para Asuntos Internacionales del Banco de España, afirmó esta semana en Pamplona que el no saber qué va a ocurrir en Grecia y no saber el arrastre que va a tener el problema es malo para el conjunto del sistema euro y, por supuesto, para nosotros y para Italia. Invitado por el Think Tank Civismo, impartió una conferencia bajo el título Tres debates en la crisis financiera: especulación, agencias de rating e impuesto Tobin. Defiende usted a las agencias de rating cuando se cuestiona cada vez más su prestigio. Estoy a favor. Sólo han actuado mal en un punto: cuando entraron en el negocio de la ingeniería financiera aconsejando a los bancos y empresas cómo hacer las emisiones o paquetes de títulos. Aconsejaban cómo hacerlo y a la vez calificaban las emisiones. Se ponían bajo sospecha en un conflicto de intereses que para ellos ha sido muy negativo. Han dicho que nunca más entrarán en ese tipo de negocios. Salvo eso, creo que han cumplido un papel muy importante y son pieza clave en el sistema financiero. Hablando para una calificación con Standard & Poors, me dijo un ejecutivo que ellos eran como una editorial, el que quiera leer lo que publican que lo lea. Ninguna le y obliga a seguir sus estudios ni a seguir sus opiniones. El cambio llegó a partir de Basilea 2, en el 2006, cuando se regulan los recursos propios de la banca. Así la opinión de las agencias es fundamental para evaluar el riesgo de la banca. Se acusa a Europa de excesiva tardanza en actuar ante la crisis. ¿Los nacionalismos de estado lastran la adopción de soluciones? Es algo muy complicado. Y más entre 26 países que deben dar su aprobación a las decisiones. Y es muy complicado conseguir que un país que te dé dinero o que te lo pague. La gente habla de la dictadura de los mercados, pero los mercados siempre quieren que les paguen lo que les deben. Les pedimos prestado nosotros y quieren que se lo devolvamos. Pasó igual en la crisis de América Latina. Desde que estalla la crisis en México en el año 82 hasta que se acepta un plan de quitas, pasaron ocho años. El fondo del problema es el mismo. Pero se llevaba demasiado tiempo advirtiendo del peligro sin que Europa estableciera una estrategia… Es verdad que Grecia falseaba cuentas. Todos los expertos sabían que Grecia seguía una política fiscal disparatada. Se sabía en el 2002 y 2003, pero nadie hizo nada. El reproche grave es que se miraba para otro lado. Y esa es la gran enseñanza de esta crisis. Pero con una quita mayor o menor el problema de Grecia se arreglará y llevará a la Unión Europea a adoptar reformas importantes. Creo que tiene razón Ángela Merkel cuando dice que el fin de la unión monetaria sería muy probablemente el fin de la Unión Europea. Sería impensable que la unión monetaria se pueda deshacer y que todo siga igual. Siempre he dicho que Merkel y Sarkozy harían lo posible por mantener la unidad. ¿En este contexto, qué horizonte anticipa en España? Todo esto nos viene mal. Estamos en una posición difícil porque tenemos la crisis más fuerte de los últimos 40 o 50 años, tanto por el desempleo como por la fiscalidad. ¿Qué margen de maniobra le queda a España? Si uno toma el gasto público del Estado, de la Seguridad Social, autonomías y municipios, con datos del 2009, el Estado es el22%del gasto, nada más. La Seguridad Social está en torno del 28% y 29%; las corporaciones locales son el 13% o 14% y el 36% es el de las autonomías. Las autonomías gastan más que el Estado. Por supuesto es imposible un ajuste fiscal si no pasa por las autonomías. Creo que es una proporción mayor el gasto de las autonomías que el gasto de los estados en Estados Unidos. El mercado quiere recuperar su dinero, asegura usted, sin embargo el Estado, como las familias, deben seguir ahorrando para pagar, con lo cual la economía se ralentiza. ¿Cómo se estimula el crecimiento? Con una economía sin crecimiento o crecimiento al 0,5% no hay crecimiento de empleo ni ahorro. Cuandose hizo el Plan de Estabilización ningún ministro sabía en qué se iba a hacer, pero el país pegó un bote exportador y estuvimos creciendo al 7% durante 14 años. En España hay cosas que se han hecho muy bien. Tenemos un sistema de carreteras mejor que Francia y sin comparación con Italia. Tenemos una RENFE de la que nos reíamos que funciona muy bien, igual o mejor que la red alemana o francesa. Los transportes públicos de Madrid son de los mejores de Europa; y un sistema sanitario público, con todos sus problemas, pero muy bueno. En España hay cosas que realmente se han hecho muy bien y, efectivamente, otras son un desastre. Creo que este país tiene potencial para hacer las cosas bien. ¿Cómo puede España recuperar el empleo? Lo que hay que hacer es poner las condiciones para que los empresarios puedan crear empleo. Lo que no puede ser es esa política anti empresarial, esa demagogia infantiloide y absurda que no tiene sentido. Hay que hacer ya la reforma laboral. Es imprescindible. Lo dice la OCDE, la UE, el Fondo Monetario, y todos los expertos que nos han visitado. Es un clamor que nuestro sistema laboral no funciona, no crea empleo, lo destruye. Lo dicen todos desde hace años y no es una cosa del PP ni de la derecha. El año que viene le corresponde a España reducir el déficit en unos 30.000 millones. ¿Tanto ajuste y recorte puede resultar contraproducente para activar la economía? Quizá haya que subir algunos impuestos como el IVA. No todo debe ser bajar gastos, sino que habrá que aumentar ingresos. ¿El impuesto al patrimonio? Aunque no soy partidario, el que se mantiene en Navarra no me parece mal por un periodo de tiempo. El de antes en España era ridículo porque afectaba a gente que a penas no tenía patrimonio.

La especulación puede ser positiva y perturbadora
Luis Linde consideró en su conferencia que la especulación financiera puede ser positiva, porque aporta liquidez a los mercados. El problema aparece cuando las operaciones especulativas se alimentan a símismas y provocan movimientos irracionales que pueden generar efectos muy perniciosos cuando semanifiesta lo que denominó efecto rebaño traducido en yo compro porque tú vas a comprar y tú compras porque yo voy a comprar. Para Linde la especulación puede desestabilizar un país cuando es brutal y en un sólo sentido. Puede ser algo muy perturbador cuando fuerza los precios de activos y pasivos al alza, como cuando los empuja a la baja, dijo. Respondiendo a la peticiones de control de los movimientos especulativos, estima que su control es muy difícil y, en ocasiones, puede dar lugar a resultados y consecuencias peores que las que se tratan de evitar. Recordó, sin embargo, que algunas experiencias de control como en Chile y Malasia han dado resultados aceptables cuando su objeto era muy determinado y sólo por cortos períodos de tiempo. Desde su punto de vista, la mejor forma de evitar la especulación contra una divisa es garantizar que el banco emisor de la moneda débil no la sostendrá, porque así el movimiento lleva a donde los especuladores quieren y termina. Se mostró opuesto el impuesto Tobin sobre transacciones financieras que, a su juicio, es inviable porque no se puede poner de acuerdo a todos los gobiernos. Consideró comoinfantiles a quienes inicialmente pensaron que la recaudación se pudiera a destinar a ayuda al desarrollo y ahora comoforma de recurso para financiar las ayudas públicas a bancos en dificultades.


Otro contenido sobre #Fiscalidad