11
jun
Periodicos del Grupo Vocento

La variable que más condiciona cómo va a evolucionar la economía de nuestro país es el consumo privado, el cual ha representado un 70% del crecimiento económico durante las últimas décadas. Fue el responsable del 80% de la caída del PIB entre 2009 y 2013, pero también de casi el 65% de la recuperación experimentada desde entonces. El consumo privado depende de muchos factores, tales como la renta disponible, el acceso al crédito, la riqueza financiera, o la incertidumbre sobre qué pasara en el corto o largo plazo, por ejemplo, si bajarán o subirán los precios.

De los cuatro tipos de consumo privado (bienes de consumo, alimentación, bienes duraderos y bienes no duraderos), son los duraderos los que han liderado la expansión desde mediados de 2013, según datos del Ministerio de Economía. Se trata de aquellos que, una vez comprados, pueden ser usados un gran número de veces a lo largo del tiempo, en contraposición con los bienes no duraderos, que son consumidos inmediatamente. Dentro de los primeros, desempeñan un papel muy significativo los vehículos particulares, ya que el hecho de que un individuo o una familia adquiera un automóvil es síntoma inequívoco de que esperan gozar de estabilidad financiera a medio plazo. Este es un indicador adelantado que se utiliza para calcular el ritmo al que crece la economía trimestral.

Vocento

Según Anfac, en el acumulado de los cinco primeros meses del año el mercado de turismos ha registrado 535.697 nuevas matriculaciones, lo que representa un 7,3% más respecto al mismo periodo del año pasado. Sin embargo, todavía no se han recuperado las cifras que se alcanzaban antes de la crisis.

En mayo de 2017 (último dato disponible), las matriculaciones de vehículos han progresado a buen ritmo, con unas tasas de crecimiento positivas respecto al año pasado en todas las comunidades autónomas, excepto en Castilla- La Mancha, donde cayeron un 15%. El mayor número de nuevas matrículas en turismos se ha dado en Madrid, con 48.781, seguida por Cataluña (17.905) y por Comunidad Valenciana (17.246), las cuales han experimentado también grandes incrementos porcentuales en relación a 2016. La región que más creció en mayo, interanualmente, ha sido Navarra, con aumento de casi un 20%, seguida de Madrid y La Rioja.

Se espera que esta tendencia siga creciendo en 2017, máxime cuando el nuevo plan PIVE que prepara el Ministerio de Economía volverá a fomentar, con toda probabilidad, la compra de vehículos más respetuosos con el medio ambiente. Eso sí: en el medio plazo, estas adquisiciones pueden verse afectadas por el incremento en el tipo de interés medio de nuevas operaciones de crédito al consumo, o por las subidas en el precio del carburante. Ojalá muchos compren un coche nuevo, porque significaría que la economía va ‘sobre ruedas’.


Deja un comentario