Volver

Eventos

El dinero público como narcótico de la sociedad civil

21
ene
 Civican, Avda Pio XII, 2 Pamplona 21/01/2011 12:00h

Manuel Pizarro, ex presidente de Endesa, aseguró en Pamplona que “el mayor narcótico de la sociedad civil es el dinero público”. En un encuentro con ciudadanos organizado por Civismo, el ‘gurú’ alertó del peligro de que la sociedad “deje de participar en la vida pública y se acostumbre a vivir de las subvenciones”. En opinión de Pizarro, “el mayor problema del Estado de Bienestar es que no se valora lo gratis, y la demanda tiende al infinito”. Sin embargo, la solución no pasa por eliminarlo, sino por replantear la forma en que se paga: “No puede ser que se regale la universidad a estudiantes que no acuden a clase y que cada familia tenga una farmacia en su casa”.

El ponente recordó que, por el contrario, en los países anglosajones se fomenta la responsabilidad individual. “En Estados Unidos y Reino Unido la crisis está sirviendo para limpiar el sistema financiero, premiando a quien lo ha hecho bien y echando al que no ha actuado con rectitud”, explicó Manuel Pizarro, que puso como ejemplo el saneamiento de Citibank y General Motors.

En cambio, en España “damos dinero público al que lo hace mal, que seguirá equivocándose con el dinero de todos”, añadió el ponente. “Las cajas tienen problemas para captar capital porque las siguen gestionando los mismos y los inversores extranjeros desconfían”, continuó Pizarro que, no obstante, reafirmó que la banca local es imprescindible: “Cuando la economía va mal, sólo las cajas siguen creando inversión”.


“Las crisis son siempre momentos de grandes oportunidades”

Manuel Pizarro


Según el experto, casos como el de las hipotecas subprime revelan que los problemas económicos actuales son consecuencia de una crisis moral, donde el fin justifica los medios. “El edificio se derrumba cuando los banqueros dejan de serlo y se convierten en comerciantes de títulos de deuda, a los que les da igual que el deudor sea solvente”, sentenció.

Es momento de invertir en talento

A pesar de la incertidumbre de la situación económica, Pizarro se mostró optimista: “Las crisis son siempre momentos de grandes oportunidades, puntos de inflexión en los que corregir lo que va mal”. En este sentido, el experto sugirió emular la efectividad anglosajona, basada en que la economía “cabalga a lomos de la destrucción creativa”, con lo que es capaz de extraer beneficios de las adversidades. Y animó a emprender nuevos retos: “Es tiempo invertir y de poner en marcha nuevos negocios”.

Pizarro también hizo hincapié en la oportunidad que supone la situación actual para contratar buenos profesionales. Y recordó que “en la economía de hoy ya no se puede competir en precio, sino más bien en talento”, al tiempo que se mostró preocupado por la marcha de jóvenes españoles bien preparados al extranjero en busca de mejores oportunidades.